Objetos y Esposos - Obra de Dianne Pearce

Réplica21

José Manuel Springer

Dianne Pearce
Dianne Pearce
Dianne Pearce


Introducirse a la obra de Dianne es penetrar un espacio complejo donde se dan cita diversas ramas de lo visual. Ella es una aguda observadora que gusta de hacer cruzamientos de diversa índole entre elementos visuales. Sus obras son una combinación de fotografías, objetos pintados, textos y materiales de extracción común, que apunta a una lectura diferente a la de su origen conceptual. Dianne Pearce vino de Canadá hace varios años para estudiar arte y empaparse de la abigarrada cultura visual. Su propia obra le ha servido para conocer las relaciones y significados de un mundo visualmente atractivo y complejo de interpretar. Su primer iniciativa para acoplar ese intensa lluvia de estímulos en una obra estuvo motivado por sus recorridos en la vía pública, el transporte colectivo y la experiencia femenina. Particularmente le atraían los anuncios comerciales que hacen referencias veladas o de plano pedestres de los roles que juegan hombres y mujeres en nuestro entorno.

En contraste con el Canadá, aquí los contenidos publicitarios suelen pasar desapercibidos por las autoridades encargadas de su aprobación. Esto crea un espacio de interpretación donde la ambigüedad se combina con la malicia para reproducir e influir en la conformación de roles sociales.

El segundo interés estético de Dianne tiene que ver con los roles sociales -especialmente en una sociedad jerarquizada- y cómo se asignan.A través de elementos del lenguaje no verbal, como el vestido, el arreglo personal, la entonación hablada, es posible captar las expectativas no manifiestas de cada interacción social.Cuando en sus construcciones visuales se entrecruzan los códigos visuales (pongamos por caso el de los uniformes, tan ubicuos en este país) con fórmulas escritas o imágenes simbólicas, es posible darse cuenta de -y en eso estriba el logro de su propuesta, el revelar- la capacidad del sistema para producir líneas de conducta perfectamente estructuradas, imponiendo arquetipos (la mujer cocina, el hombre toma cerveza). Cualquier desviación de la norma es anotada, comentada e incluso sancionada.Dianne Pearce

Las reglas no escritas del contrato social son otro de los elementos sobre los que la artista incide. La inadaptación al medio social, el rechazo de lo establecido o la uniformidad de conductas, así como la y la defensa contra aquello que es extraño por foráneo o por anormal, son temas que interesan a Pearce. Ella misma ha tenido que ingeniárselas para abrir los códigos de la cultura mexicana, esas idiosincrasias que cuando uno vive inmerso en ellas son cosa de todos los días, pero que analizadas a fondo encierran muchos significados ocultos.

De formación especializada en arte textil, Dianne Pearce ha dedicado especial empeño a la producción de piezas que incorporan la tela como elemento significativo. Varias de las piezas de la presente exposición fueron hechas a partir de prendas de vestir existentes, alteradas y tensadas sobre un bastidor de madera. Sobre esas telas sobreimpuso parches bordados, semejantes a los distintivos de clubes, fábricas, o instituciones e imprimió algunas imágenes de objetos que son extensiones de nuestros sentidos. Las obras están relacionadas con la función perceptual y la racionalización prejuiciada que nos impone una venda en los ojos.

Ver y percibir los matices que hay a nuestro alrededor, hacernos concientes de sus implicaciones en un mundo intensamente codificado, son los objetivos de la artista. En varias maneras su obra está conectada a la búsqueda de sentidos, como las ventanas de nuestra percepción, como las líneas interpretativas que usamos y , ¿por qué no?, como los sentidos que somos cuando un observador extraño nos presenta sus interpretaciones de los más íntimos contenidos de nuestra vida social.

Dianne Pearce

 

 

Fotografías:
1. Husband I
2. Husband II
3. Objects
4. Journal
5. Objects (detalle)

 

 

 

 

Comentarios

Comenta esta nota.
Envía tu mensaje en la sección CONTACTO

 

Fecha de publicación: 30.04.2000